¿Cuánto cobra un programador para hacer una página web?

¿Cuánto cobra un programador para hacer una página web?

Tarifa por hora para desarrolladores web 2021

Los freelancers suelen ganar una tarifa más alta que los diseñadores web internos porque no reciben el seguro de salud y otros beneficios que reciben los empleados. Los autónomos también tienen mucha menos seguridad laboral. Van de contrato en contrato. Una tarifa más alta les compensa la falta de compromiso a largo plazo de los clientes.

A los clientes les encanta pagar a los diseñadores web con tarifas planas porque saben exactamente cuánto van a pagar por adelantado. Los autónomos del diseño web odian las tarifas planas porque nunca se puede estar seguro al cien por cien de cuánto durará un proyecto, sobre todo si el cliente pide un sinfín de cambios, según CSS-Tricks.

Una empresa de diseño web paga los gastos generales, como el equipo, la formación y las conferencias, el seguro médico, los servicios públicos, las licencias de software y mucho más. Un diseñador web freelance debe establecer su tarifa mínima por hora para acomodar todos estos gastos para mantener su negocio a flote.

Ir por debajo de tu tarifa mínima por hora sienta un mal precedente. Los clientes empezarán a esperar esta tarifa y tú empezarás a valorarte con esta tarifa, lo que es aún peor. Puede que consigas menos trabajo, pero te pagarán bien por el que consigas y tendrás tiempo para hacer bien el trabajo.

¿Cuánto cuesta un sitio web?

Preguntar por la tarifa media por hora de un desarrollador web freelance es muy parecido a preguntar cuánto paga alguien en Estados Unidos por el alquiler. Al igual que el alquiler varía enormemente en función de la ubicación, el tamaño, la calidad y el presupuesto de los inquilinos, las tarifas de los desarrolladores web dependen del proyecto, de su experiencia e incluso de su lugar de residencia. Algunos desarrolladores cobran 20.000 dólares por sitio web, mientras que otros se las arreglan con 30 dólares por hora. Todo depende del desarrollador.

No todos los trabajos de desarrollo son iguales. ¿Necesita un sitio web construido desde cero o necesita algunas actualizaciones de un sitio existente? ¿Puede encargarse del mantenimiento una vez que esté en funcionamiento o necesitará a alguien de guardia para que le ayude? ¿Busca un sitio web sencillo con unas pocas páginas o un sitio de comercio electrónico completo?

Sitio web desde cero – Construir un sitio web desde cero casi siempre es más caro a corto plazo que añadirlo a un sitio existente. Sin embargo, los complementos como un sistema de gestión de contenidos, HTML5, y la capacidad de respuesta móvil puede costar más.

Mantenimiento continuo – Todos los sitios web necesitan un mantenimiento continuo, pero no todos los sitios web requieren un desarrollador para hacerlo. Dependiendo del estilo de tu sitio web, puede ser algo que puedas hacer tú mismo, así que asegúrate de que tu desarrollador te enseñe el backend de cualquier sitio nuevo para que puedas hacerte una idea de si es algo que puedes abordar (¡y toma nota!). Si no está preparado para hacerlo, debe estar preparado para contar con un desarrollador web autónomo que le ayude con las actualizaciones, los problemas de alojamiento, los cambios de URL, la integración de herramientas o la creación de nuevas páginas. Lo ideal es planificar el desarrollo de una relación con este desarrollador en lugar de contratar a cualquiera que pueda encontrar en el momento en que necesite ayuda.

Desarrollador autónomo

Tener un sitio web bien construido es esencial para cualquier negocio, ya sea una gran marca de comercio electrónico o un restaurante local. Aunque hay muchos constructores de sitios web fáciles de usar y de arrastrar y soltar que te ayudan a construir y diseñar un sitio web básico, contratar a un desarrollador web puede ayudarte a añadir nuevas funcionalidades, crear un aspecto profesional y tener una experiencia de sitio web fiable para los clientes potenciales. También pueden ayudarle a navegar por todo, desde la compra de un nombre de dominio hasta la decisión de qué software debe utilizar.

Antes de contratar a un desarrollador para que construya o trabaje en su sitio web, hágase una idea de los costes habituales de los sitios web y de las tarifas medias de los autónomos para ayudarle a calcular mejor el coste del proyecto del sitio web de su empresa.

Por ejemplo, puede necesitar ayuda para desarrollar un sitio web de comercio electrónico, un portafolio personal, un sitio web empresarial básico o un blog. Algunos tipos de sitios web cuestan un poco más porque puede necesitar una integración específica (como una integración de compras para sitios web de comercio electrónico), que requiere más habilidad o tiempo para implementarla.

Diseñador web autónomo

Cuando se empieza a trabajar como diseñador web autónomo, una de las preguntas más importantes que se plantean es: «¿Cuánto debo cobrar por mis servicios?» Y con tantos factores a tener en cuenta, puede ser todo un reto decidir cuál debe ser la tarifa correcta.

Lo mejor es, en primer lugar, averiguar lo que cobran otras agencias y autónomos, lo que significa llevar a cabo un ejercicio de «comprador misterioso». Llame a varios autónomos y agencias (o pida a sus amigos que le ayuden si siente la necesidad de permanecer en el anonimato) y pregunte cuál es su tarifa por hora, y luego quizá pida un precio típico para un proyecto específico. Por ejemplo, un sitio web básico de 6 páginas o una secuencia de animación de 30 segundos.

La clave de cualquier estructura de precios es que debes ser capaz de vivir con tus ingresos. Así que trabaja al revés. Decide cuánto necesitas ganar al mes (después de reservar al menos el 30% de todos los ingresos para impuestos) y luego calcula cuál debe ser tu tarifa por hora para el trabajo facturable. Recuerda, por supuesto, que no todas las horas de la semana serán facturables, ya que necesitarás tiempo para la administración, el marketing, la asistencia a reuniones, etc.