Saltar al contenido

¿Qué herramientas permiten implementar dashboard y como?

¿Qué herramientas permiten implementar dashboard y como?

Software de cuadros de mando

La inteligencia empresarial ha evolucionado hasta convertirse en soluciones inteligentes que proporcionan una gestión eficaz de los datos: desde la extracción, el seguimiento, el análisis y la obtención de información procesable necesaria para seguir siendo competitivos en el mercado, hasta las potentes visualizaciones creadas con un creador de cuadros de mando que permite a los usuarios de la empresa interactuar con los datos y profundizar en los fragmentos de información que puedan necesitar, en cualquier momento y lugar.

¿Pero qué se hace con toda esta inteligencia empresarial? Se puede tener la infraestructura de BI más robusta. Sin embargo, si la información subyacente no es fácil de acceder, analizar o comprender, no tiene sentido. Aquí es donde entra en juego el poder de los cuadros de mando empresariales. Los cuadros de mando suelen ser la mejor manera de obtener información sobre una organización y sus distintos departamentos, operaciones y rendimiento. Los cuadros de mando bien construidos y enfocados sirven fácilmente para obtener resúmenes e informes del BI más crítico para la organización. Además, los diferentes tipos de cuadros de mando le permitirán transmitir un mejor mensaje a su público, organizar sus datos de manera más eficaz e impulsar los procesos empresariales en general.

Dasheroo

Un cuadro de mando de inteligencia empresarial es una herramienta de gestión de la información que utiliza la tecnología de visualización de datos para analizar y mostrar la información de forma visual, práctica y útil. Puede utilizarse en multitud de áreas funcionales de una organización y es una herramienta útil para ayudar a medir el rendimiento y para gestionar el control de inventarios tanto en grandes organizaciones como en PYMES.

Un cuadro de mando de inteligencia empresarial (cuadro de mando BI) gestiona la información mediante el seguimiento de los puntos de datos que son importantes para su empresa. El cuadro de mandos le ofrece una visión consolidada de todos los datos de la organización en cuadros de mando personalizados que ofrecen una valiosa perspectiva de toda la empresa. Puede ver y analizar los datos, mostrar los indicadores clave de rendimiento de la empresa (KPI), para evaluar las medidas de rendimiento y generar perspectivas procesables.

Un buen cuadro de mando de BI le permite supervisar y medir el rendimiento y las métricas de la empresa. Las herramientas de cuadros de mando de BI proporcionan a los usuarios un acceso centralizado en tiempo real que les permite interactuar con la información y evaluarla, ayudándoles a tomar decisiones más inteligentes y basadas en datos.

Software de cuadros de mando de código abierto

La implantación de un cuadro de mando es un proceso de mejora continua en el que hay que aplicar cambios periódicamente para adaptarse a las circunstancias de cada momento y ajustar los indicadores a los objetivos de la organización.

Además, los cuadros de mando requieren un periodo de adaptación para analizar si su diseño, usabilidad y análisis están alineados con la estrategia empresarial y las necesidades de sus usuarios para un correcto diagnóstico de los resultados y posterior toma de decisiones.

Sin embargo, la implantación de una solución tecnológica de estas características conlleva ciertos retos, como la gestión del tiempo, el conocimiento de la situación actual de la empresa, la implicación de los altos directivos, la definición de prioridades y objetivos estratégicos y la detección de las variables críticas necesarias para controlar cada área funcional.

Cuadro de mando Kpi

En el mejor de los casos, ha implementado una herramienta de BI y, como resultado de una estrategia de gestión de datos empresariales y un almacén de datos, tiene información que fluye hacia ella desde todos los ámbitos de su empresa. Ahora necesita crear cuadros de mando financieros e informes de ventas para sus principales interesados. Para conseguirlo, eche un vistazo a estos tres consejos clave para el diseño e implementación de cuadros de mando con las mejores prácticas…

Ya tiene todos sus datos organizados en un conjunto de análisis empaquetados en su herramienta de BI. Ya que hay mucho que considerar y mirar, ¿de qué manera(s) los presenta a sus usuarios? (También le puede gustar «La guía indispensable para el diseño de gráficos y la visualización de datos – Parte 1»)Las tablas son geniales cuando necesita buscar y comparar valores individuales cuando sus cifras son extremadamente precisas y necesita mostrar tanto los detalles como los totales, por lo que las agregaciones se desglosan desde la categoría hasta el nivel de detalle correspondiente. Los gráficos son especialmente útiles cuando no es necesario mirar o comparar valores individuales, sino cuando se trata de resaltar patrones, comprender características y discernir excepciones. O bien, puede necesitar una mezcla de estos dos formatos comunes de tablas y gráficos cuando necesita analizar y comparar valores individuales al tiempo que resalta patrones y características. Combinar unas cuantas tablas con unos cuantos sparklines puede hacer que el análisis sea un poco más pronunciado para sus usuarios, ya que aporta una forma visual de informar sobre el historial en lugar de una tabla pivotante fija.Así, por ejemplo, a la hora de determinar la forma más eficaz de comunicar sus datos, los gráficos de líneas son estupendos cuando se trata de mostrar una serie temporal, una desviación o una distribución, mientras que los gráficos de puntos y burbujas son especialmente útiles cuando se intenta demostrar una correlación:

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad